Connect with us

Regionales

Autoridades realizan balance de la primera semana de cuarentena en la ciudad de Ovalle

Publicado

el

La primera semana de cuarentena en la ciudad de Ovalle ha permitido la reducción de la movilidad social en la capital limarina, sin embargo el llamado de las autoridades es a continuar siendo responsables en el respeto de esta estricta medida, para poder disminuir los contagios en la capital provincial de Limarí.

Desde el inicio de la Fase 1 del plan Paso a Paso del Gobierno de Chile en la capital de Limarí, el servicio de salud Coquimbo ha informado que se han controlado 251 locales y 2477 personas cursando  69 sumarios sanitarios por incumplimiento de la normativa vigente de las medidas sanitarias dispuestas por el Ministerio de Salud.

Por otra parte Carabineros de la Prefectura Limarí informa 27.243 fiscalizaciones, 74.296 Permisos y salvoconductos emitidos, así como 175 detenidos en la labor policial constante de control y fiscalización en diversos procedimientos.

El general del ejército, delegado de la Defensa Nacional en la Región de Coquimbo, Pablo Onetto, indicó que “no hay que bajar la guardia, invitamos a la gente  de Ovalle para que ocupe bien los permisos y planificarse bien. Hay que tener un cambio de las rutinas que teníamos antes de la pandemia, especialmente en cuanto a las compras para evitar que se provoquen aglomeraciones durante los fines de semana.

El alcalde de Ovalle, Claudio Rentería, expresó que el municipio seguirá siendo parte activa del trabajo conjunto que se ha venido desarrollando con las diversas instituciones de Gobierno, el Ejército y las policías, para el manejo adecuado de la cuarentena en la comuna “la coordinación ha sido clave durante la pandemia, y más aún, desde el inicio de la cuarentena. Creo que de esta forma podremos revertir prontamente esta situación, esperando además que la ciudadanía mantenga un comportamiento responsable que ha venido demostrando hasta ahora”, declara el jefe comunal.

El gobernador Iván Espinoza indica que “es importante destacar el nivel de organización y fina coordinación que hemos logrado en conjunto y entre todas las instituciones involucradas, bajo las directrices de la Jefatura de la Defensa.  A pesar que ha habido una disminución notable de la movilidad en general, nuestra aspiración es aún mayor toda vez que los índices de contagios de covid no se han reducido lo esperado. Insistir que el único remedio para detener esta pandemia es el autocuidado y ello se consigue simplemente reduciendo al máximo la movilidad, por lo tanto el mensaje es no salir de su casa salvo expresa necesidad”.

Además, el Gobernador indica que “una de las situaciones que hemos detectado y que afecta la efectividad de la cuarentena, es la utilización inadecuada de permisos individuales y colectivos.  Creemos conveniente advertir que, habiendo comprobado estas faltas, se intensificarán las fiscalizaciones, poniendo especial cuidado en las posibles adulteraciones o malos usos de los permisos. Da la impresión que quienes firman como responsables de los permisos no tienen conciencia que el mal uso de ellos están sujetos a la aplicación de muy severas sanciones. Hacemos un muy especial llamado a quienes suscriben permisos colectivos incorporando a colaboradores que en realidad no lo son, pues bien, deben entender que ello es fácilmente comprobable porque los fiscalizadores recibirán copia de su solicitud.  Estudiamos además la presentación de querellas tanto por infringir el artículo 318 del código penal por poner en riesgo la salud de las personas y  como por falsificación de instrumento público, exponiéndose a considerables sanciones”.

Finalmente la máxima autoridad provincial llamó a la ciudadanía a que “junto con el autocuidado, pedimos a toda la población provincial de Limarí, por ser completamente afectada por el estado de cuarentena de Ovalle,  enfrentar este tremendo desafío con responsabilidad y mucha comprensión porque las incomodidades y limitaciones que comprende la cuarentena, son la única forma de superar lo que aqueja a nuestra sociedad.

Se han mantenido exhaustivos operativos en barrios residenciales de Ovalle por parte del Ejército, Carabineros, PDI, Servicio de Salud y funcionarios municipales, con el objetivo de fiscalizar y controlar la movilidad social de la comunidad, lo cual se traduce en la verificación de  los permisos de desplazamiento correspondientes. Como resultado de este plan focal en poblaciones, se fiscalizaron: 121 instalaciones comerciales, 4.481 permisos únicos colectivos y 5.286 permisos temporales individuales.

También se han detectado locales considerados no esenciales funcionando durante la cuarentena lo cual ha sido denunciado por vecinos. Es así como la Policía de Investigaciones en conjunto con personal de la Inspección del Trabajo llevaron a cabo fiscalizaciones en locales de venta de repuestos para vehículos, que no mantenía el giro para funcionar como servicio esencial por lo que fue clausurado. Además. La Policía de Investigaciones en su constante trabajo focalizado de investigación ha logrado la detención de 6 personas por incumplimiento de las normas sanitarias.

Seguir leyendo
Comentarios

Leave a Reply

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Lo más leído